Noticias 2006
поздравления с новорожденным


Participaron en la Conferencia profesionales y técnicos de salud provenientes de varios países de América Latina y el Caribe; entre ellos tomadores de decisión del sector público y privado, así como de organizaciones de la sociedad civil involucradas en la problemática del medicamento.  La metodología de trabajo desarrollada consistió en exposiciones, principalmente de expertos de la red AIS de América Latina y el Caribe, seguidas de comentarios de un panel de expertos para finalmente pasar a un diálogo y debate general.

El escenario farmacéutico

El escenario farmacéutico actual tiene variadas expresiones. Una de ellas es la tendencia de los gobiernos de países industrializados, como el de los Estados Unidos, a establecer tratados de comercio bilaterales que incluyen un capítulo de propiedad intelectual, a través del cual imponen nuevas restricciones al acceso a medicamentos al mismo tiempo que buscan favorecer a las grandes empresas farmacéuticas transnacionales; las fusiones y adquisiciones de empresas farmacéuticas con claros objetivos monopólicos para mantener la supremacía en el mercado; la exagerada promoción y publicidad de los medicamentos orientada a inducir a los profesionales de la salud y a los usuarios al uso indiscriminado de los medicamentos, para lo cual inventan «enfermedades» o promueven la incorporación de más medicamentos a la condición de venta libre para incrementar el consumo; también hacen campañas de desprestigio a los medicamentos genéricos para impedir la competencia.

Respecto a los genéricos, una serie de factores constituyen una barrera para su comercialización, tales como la regulación, los derechos de propiedad intelectual, el financiamiento y su aceptación. Sin embargo, en América Latina el mercado de genéricos está en crecimiento (16% en promedio) y Colombia es el país con más genéricos en el mercado (37%). Si tomamos como referencia otros países del mundo, en Polonia los genéricos representan el 85% del mercado, seguido de Lituania (73%), Dinamarca (65%), EEUU (50%), Inglaterra (49%) y Alemania (40%).

Dato importante y que tiene que ver con la accesibilidad a los medicamentos es que en América Latina, el promedio de precios del mercado total por unidad se ha ido incrementando, a excepción de Colombia y Argentina en los cuales ha disminuido.

Los precios de los medicamentos y la inclusión como consumidores a poblaciones que no los requieren tienen relación con las ganancias que obtienen las grandes compañías farmacéuticas; el monto recaudado por la venta de sus productos líderes son mayores que el Producto Nacional Bruto de muchos países en desarrollo. La venta de los 10 productos líderes del mercado mundial del 2004 representó el 10.35% del mercado total para ese año. Para lograr esas gigantescas recaudaciones por ventas las compañías presionan por condiciones que les dan ventajas, e invierten en actividades de mercadeo gratificantes, entre ellas: liberalización de los precios; inversión millonaria en promoción y publicidad; armonización de la regulación farmacéutica; ayuda económica a asociaciones de pacientes para que promuevan ciertos medicamentos minimizando los efectos secundarios; pagos a científicos para cambiar el diseño o los resultados de los estudios financiados por la industria; donaciones a partidos políticos y a candidatos; pago a un gran número de cabilderos para influir en la legislación y en las agencias reguladoras; etc. En Estados Unidos, de 1998 al 2004, la industria ha contribuido con US$ 87 millones a las campañas electorales federales y con US$ 46 millones a las campañas estaduales. En 2004, la gran industria farmacéutica tenía 1291 cabilderos (52% habían sido oficiales del gobierno federal) y la inversión durante ese año fue de US$ 123 millones y en 7 años (1998-2004) cabildearon 1600 propuestas de ley; en la FDA sólo el 15% de los técnicos dicen no tener conflictos de interés, mientras que en el Reino Unido 25% no tienen conflictos.

Por otro lado, las desigualdades en los países ha ido de la mano de la globalización: empleo y salario inseguro, pobreza, desprotección social y desigualdad en materia de salud. Se mantiene la discriminación, particularmente a los pueblos indígenas, por razón de género y condición económica, lo cual es peligroso para la paz y seguridad mundial (ONU, 2005).

Construyendo la agenda y propuestas
Para enfrentar este panorama es conveniente tener en cuenta algunas herramientas y hechos.
· La Declaración de Doha, por ejemplo, ha permitido que algunos países en desarrollo enfrenten la agresión de las grandes empresas transnacionales como es el caso del Brasil y Sudáfrica; la implantación de una política de medicamentos genéricos en esos países ha ayudado a garantizar el acceso a medicamentos esenciales. Otros países también pueden utilizar los mecanismos que ratifica DOHA para mejorar el acceso a medicamentos.
· La creación de la Comisión de la OMS sobre Propiedad Intelectual, Innovación y Salud Pública (CIPIH, por sus siglas en inglés), permitirá fortalecer la investigación relacionada con las enfermedades que afectan mayormente a los países más pobres
· Experiencias como las del Vioxx® (rofecoxib) permiten evidenciar la conducta no ética de la gran industria y el rol que deben cumplir las organizaciones académicas y de la sociedad civil para hacerle frente cuando se vulneran los derechos y ponen en riesgo la vida de los usurarios
· La hipertrofia de las actividades de promoción de la industria farmacéutica exige establecer normas más estrictas para regularlas. Pero también es importante que se transparentes sus relaciones con los profesionales de la salud, las autoridades reguladoras y los usuarios.
· Areas como la de registro, calidad, precios, suministro, prescripción y dispensación, todavía tienen deficiencias en los países, que plantean la necesidad de mejorar las regulaciones existentes, así como intervenciones efectivas.

Es conveniente replantear el rol del Estado en el escenario liberal y «globalizado» a fin de que asuma sus compromisos con todos los ciudadanos, superando el rol subsidiario en el que se le pretende encasillar, solo regulando las relaciones entre capital y trabajo, entre aseguradores , prestadores y usuarios. En esta línea la salud como derecho humano fundamental es una reivindicación estratégica que posibilita la confluencia de fuerzas sociales que pugnan por su pleno ejercicio, abriendo nuevos camino de exigibilidad y judicialización.

 

Publicaciones de interés

http://aislac.org/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.medicamcentos.monopolicosgk-is-141.pnglink

Medicamento en monopolio ¿aseq

http://aislac.org/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.carta tppgk-is-141.pnglink

Salvaguardando el acceso a med

http://aislac.org/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.tlc medicamentos 2gk-is-141.pnglink

Efectos del TLC en el acceso a

http://aislac.org/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.portada am tlcgk-is-141.pnglink

Efectos de las normas de propi

http://aislac.org/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.estudio osteoporosisgk-is-141.pnglink

Osteoporosis: casos de publici

 

Perú: Continúa el debate sobre la Licencia Obligat…

15-04-2015

Lima, Perú 14.03.15. El gobierno y diversos son urgidos a pronunc...

MONOPOLIOS DE BIOLÓGICOS HACEN CASI IMPOSIBLE EL A…

11-03-2015

Lima, Perú; 11.03.15. Un excelente artículo de Fabiola Torres en ...

Obama pone en riesgo su programa de salud por defe…

11-03-2015

Lima, Perú, 12.03.15. Presidente de Estados Unidos prefiere defen...

Perú: mitos sobre la licencia obligatoria

05-03-2015

Lima, Perú 03.03.15. La última semana de febrero estuvo nutrida d...

FORO PUBLICO: Licencia para atazanavir

28-02-2015

Lima, Perú, 25 feb 2015. Con la presencia de expertos internacion...